acne

  

Vida Plena
  

Aparición de granos debido a una afección dermatológica que afecta a las glándulas sebáceas de la epidermis (piel).

SENTIDO BIOLÓGICO: Frecuentemente relacionado con una carencia de autoestima. Va asociado a los folículos pilosos y las glándulas sebáceas de la piel y a la aparición de la hormona masculina “testosterona”. Mi sudor, mi olor, mi identidad. La no aceptación de esa identidad en esa parte del cuerpo (por un programa de rechazo, miedo o peligro) pone en marcha un mecanismo en el que, considerando esas “sustancias” como algo ofensivo, se pretende una reparación, que pasa por el deseo de mantener a la gente apartada, por miedo a ser herido.

CONFLICTO: Conflicto de identidad, desvalorización estética y suciedad.

Conflicto de identidad (Cambio de nombre del DNI o recibir un insulto por mi cara).

Conflicto de desvalorización estética, conflicto del espejo.

Conflicto de suciedad (a veces vivido por el padre).

Posible conflicto de rechazo estético en el proyecto sentido. Desvalorización estética de la madre hacia ella misma o hacia el bebé.

Acné en la cara: “Rechazo de uno mismo”. Personas que se sienten feas, demasiado gordas, o demasiado delgadas.

Acné en la parte alta de la espalda y los hombros: Conflicto de falta de apoyo, (ahí es donde tocamos a alguien cuando queremos apoyarles). Soportamos demasiadas responsabilidades.

Acné en el pecho: Conflicto con el espacio vital. “Me rechazo porque soy tímido y no ocupo mi lugar”.

En el fondo siempre hay un conflicto de miedo a la sexualidad (en la parte estética). Resentir sexual: “Muestro mis hormonas, muestro que puedo tener relaciones sexuales”. Es tomado como una necesidad, pues en el fondo no confiamos en poder tenerlas.

Acné rosetón: “Debo eliminar de mi rostro (de mi imagen) aquello que es peligroso para mí (por ejemplo, en el caso de un adolescente con un rostro muy femenino).


Comparte esta información:

Whatsapp facebook Linkedin twitter

Está claro que lo que tú necesitas en tu vida es una transformación, ya sea para alcanzar tu propia sanación o porque deseas dedicarte a una profesión más humana, la cual te permita ayudar a otros a conseguir su bienestar.

Sabemos que todo nuestro cuerpo está conectado, por tanto, nuestros pensamientos influyen en las enfermedades que nos aparecen. De hecho, cada día hay más estudios científicos que lo demuestran.

ÚLTIMAS ENTRADAS:

Síguenos en:

Instagram facebook Linkedin youtube


Sana tu vida

  

  
VER LAS ÚLTIMAS ENTRADAS DE:

Biodescodificación

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *